navegador

Loading...

viernes, 31 de mayo de 2013

Corpus Christi

-->
-->


Corpus Christi

a Patricia
a Gumersindo Yánez y a Simón Urbáez

Estamos entre el Diablo y El Santísimo
y nos debatimos en ritos eternos
por dejar de ser uno para ser el otro

no hay nada que forzar

somos una sola esencia diluida en la ciudad
enorme ego
tímida pena
que se impone
que mata y que da vida

Por eso no dejamos de escuchar los redoblantes

El ron calma la sed, la incertidumbre
enciende la alegría
y vibramos con una paz de caña dulce

Nos parece que viene un San Pedro
pero es el Santo Sepulcro y los Promeseros

Son los redoblantes y el perrero
chancleteo y chirriar de maracas
que a ritmo de escobillao pisan el odio, las pestes y el hambre

Todos los diablos somos alegres como el sexo apresurado
sensibles como el llanto
intensos como las soledades

En cada fiesta de Corpus se exorcizan los males
salen de cacería los diablos en procesión

Si te tocan se quedan en ti
y todos sus colores penetrarán tu sangre

Si los tocas te quedas en ellos
y se llevarán tu mal por todas las veredas

La lluvia de colores baña las tierras de San Francisco
somos ríos de danza y lluvia
aires de un continente antiguo
del sincretismo
revelación contra el poder impuesto por la sotana episcopal

Somos El Diablo danzando por las calles de Yare y Tinaquillo
Desafiamos el mar en Chuao y Naiguatá
somos niños de fiesta
antigüedad que se pule en el sonido del cacho
y la sonaja

En cada fiesta un niño se pierde entre los diablos
y un hombre o una mujer florecen debajo de la seda
para volver cada año a la plaza mayor
a confrontarse en el encierro del santísimo
que reposará en la iglesia durante un nuevo año
mientras que en la calles
los diablos nos quedamos danzando a ritmo de pueblo